martes, 1 de noviembre de 2011

Carcajadas


Bueno, la verdad es que al principio hemos estado muy angustiados, hemos llorado mucho, hemos pasado muchos nervios, muchos enfados con el mundo, muchas peleas... pero este niño es maravilloso y todo eso lo compensa con creces...
Va por la vida sonriendo, a todo, a todos, sonrisa por aquí, sonrisa por allá... y de vez en cuando nos deleita con momentos como estos... No quiero dejar de compartir este par de videos con vosotras! Estoy segura de que le puede cambiar el día a alguien... :)

  video 
video

Y aprovechando la entrada, hago una reflexión... porqué tengo que escuchar tantas veces que porqué lo llevo tanto encima, que me va a doler la espalda, que porqué no usamos más el carrito, que ahí no puede ir cómodo, que qué horror que lo metamos en la cama con nosotros, que luego no va a haber quien lo saque, que cuánta teta, que se va a acostumbrar.... acostumbrar a qué, a SER UN NIÑO FELIZ? Porque eso sí, luego también no paro de escuchar que qué niño más rico, que qué sonriente, que qué despierto...  porqué les costará tanto hilar una cosa con la otra?? Se pensarán que es casualidad?

4 comentarios:

  1. Maravilloso María! No hay nada como la risa de un bebé! Gracias

    ResponderEliminar
  2. Ay Marta muchas gracias por compartir estos momentazos de tu garrapatilla!! estas carcajadas son un regalo para los oídos!! Y sobre tu reflexión, creo que en realidad lo que pasa es que la gente le tiene miedo a las personas felices, por eso todo son consejos para criar autómatas en lugar de personitas felices. A nosotros también nos pasa, continuamente. Besos

    ResponderEliminar
  3. Es tierno, es hermoso, es FELIZ!!
    A mi niño le llevé conmigo en mi mochila hasta los once kilos que mi espalda ya no puede con él. Y aunque suene egoista, le meto en la cama, le he dado la teta hasta que él ha querido y le he porteado, por mi, porque a mi me llena tener a mi niño pegadito a mi. El piel con piel que no pude hacerle cuando nació por las circunstancias que nos tocó vivir, se lo estoy haciendo ahora, siempre que me deja.
    Es cierto estos niños son especiales, tienen ganas de vivir y nos enseñan cómo hacerlo. Un besazo.

    ResponderEliminar
  4. Gracias chicas! Me siento orgullosa cuando oigo una y otra vez que qué niño tan feliz y tan sonriente... eso me da fuerza y aplomo para cuando escucho esas otras lindezas de cogerlo tanto y colechar y toda la pesca... un beso a las tres!

    ResponderEliminar